Lapradera

A La Pradera llegan diariamente cerca de 1.800 toneladas de basura. Desde hace 13 años, este relleno tiene la titánica tarea de recibir los desechos de todos los municipios del Área Metropolitana y confinarlos de manera adecuada, evitando la contaminación de las aguas, el suelo y el aire.

Pero, ¿qué tal si, además de este manejo necesario de los residuos, La Pradera pudiera aportar a la eficiencia energética del Valle de Aburrá?¿Se podría crear energía a partir de la basura que generamos todos diariamente? Para resolver esta pregunta se juntaron la firma británica Exergy, la Universidad EIA y el Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico para el sector energético (CIDET).

El manejo de estos residuos le cuesta a la ciudad cerca de 2.500 millones de pesos al mes y la próxima década la ciudad necesitará alrededor de 860.000 millones para expandir y construir nuevos vertederos. ¿Por qué no hacer un mejor uso de estos residuos y recursos económicos y generar energía en cambio?”, señala Fernando Centeno, director de Planeación en Investigación de Exergy.

El proyecto, que está siendo financiado por el Fondo Prosperity, realizará un análisis energético de los residuos sólidos urbanos que llegan a La Pradera a través de lo que se conoce como metodología exérgica, la cual valora la mejor manera de consumir un recurso, en este caso, la energía eléctrica y térmica.

“Aquí tenemos un problema de residuos sólidos urbanos: los llevamos al relleno y allá los dejamos con todos sus problemas ambientales, de espacio y de costos elevados. Aplicando esta metodología vamos a saber si podemos generar energía eléctrica y térmica a partir de esos residuos. Hay industrias que podrían aprovechar ese calor residual generado en el relleno. Eso podría convertirse en una solución que no solamente nos ayude con el manejo de basuras sino también que entre a apoyar la eficiencia energética de la ciudad”, explica Santiago Ortega, profesor de la Universidad EIA.

Transferencia de conocimientos

Para el investigador, este proyecto representa una oportunidad de transferencia de conocimientos tanto para Reino Unido como para Medellín. “Hay un gana-gana, porque nosotros tendremos acceso a una tecnología y una metodología para mejorar nuestras condiciones de vida, mientras que Exergy tendrá la oportunidad de validar su modelo en un contexto diferente al que están acostumbrados”. De acuerdo con los resultados que arroje el estudio, se podría pensar en la construcción de una planta Waste to Energy, en la que se transformarían parte de esas 1.800 toneladas diarias que llegan a La Pradera en energía

Nota tomada de portal Ruta N